viernes, 28 de noviembre de 2014

Reseña: Una tarta de manzana llena de esperanza de Sarah Moore Fitzgerald







Una tarta de manzana llena de esperanza – The apple tart of hope - Sarah Moore Fitzgerald
Ediciones Maeva Young – 200 págs
ISBN: 9788415893714 – 15,90€
3,5/5

Oscar Dundeayy, un chico con un brillo especial, bondadoso, generoso, inteligente y sobre todo optimista, tiene un secreto. Sabe preparar unas tartas de manzana "casi mágicas". Todos aquellos que las prueban se contagian inmediatamente de una gran alegría y felicidad. Pero un día Oscar desaparece, todo el mundo asume que ha fallecido. Solo Meg, su mejor amiga y Steve, el hermano pequeño de Oscar, se niegan a aceptarlo. Juntos empiezan a investigar, decididos a descubrir qué le ha podido suceder, y en esta búsqueda épica, los tres chicos aprenderán una valiosa lección


Hoy os traigo una reseña sobre un libro autoconclusivo. Tal vez algunos os cueste recordarlo, pero hace un tiempo lo más normal era que un libro al terminar no tuviese continuación, todo lo contario a lo que ocurre hoy en día. Ahora prácticamente todos los libros forman parte de sagas, que cada vez son más largas.

Sarah Moore Fitzgerald nos cuenta una historia muy entrañable. Oscar es un chico muy normal, tiene una buena vida y nunca ha dejado que las adversidades que se le presentaron le desanimaran. Pero un día su vecina y mejor amiga, Meg, se marcha a otro país temporalmente, y en menos de medio año, la vida de Oscar queda tan destrozada que una noche sale de su casa y desaparece. La palabra clave es “desaparece”, y es que nadie le encuentra, pero ciertas circunstancias hacen creer a la gente de la pequeña localidad irlandesa, que el pobre chico terminó con su suplicio suicidándose. Los únicos que no creen eso son su hermano Steve y su mejor amiga Meg. Imaginad que alegría me llevé con este.

Aunque la historia me ha gustado, tengo que reconocer que me ha parecido todo muy exagerado. Nadie parece darse cuenta que todos los males de Oscar comenzaron cuando Paloma llegó al colegio, y todo el mundo da por hecho que a pesar del comportamiento ruin que esta tiene con él en público, Paloma es su mejor amiga. Por no hablar de la madre de la chica, otro horror de la humanidad. Entre las dos llevan a cabo un maltrato psicológico contra nuestro protagonista, y meten dentro de la trama a todos los que le conocen. Pero absolutamente nadie parece darse cuenta en ningún momento, ni siquiera la psicóloga del colegio, lo que me parece una autentica exageración. Por otro lado sabemos desde un principio que Oscar no está muerto, con un poco de ayuda se escondió de todo el mundo, y creo que comportamiento de su cómplice es, como mínimo, una irresponsabilidad.

Pero creo que la autora quiso darle mucha más importancia al mensaje que al desarrollo de la trama. Como dije antes, Oscar es un chico bueno y feliz pese a los problemas que se le han presentado en la vida, que no han sido pocos, pero fue su decisión ver siempre el lado bueno de las cosas y seguir adelante.  Por no hablar de su gran afán de intentar ayudar a todo el mundo y de alegrarles la vida, cosa que consigue gracias a sus tartas de manzana.

Por su puesto, esta forma de ver la vida de una forma tan optimista no es compartida por todo el mundo, como por ejemplo su padre, aunque este se limita con llevar una vida deprimida. Otro caso son Paloma y su madre, personas demasiado acostumbradas a salirse siempre con la suya, cosa que siempre implica destrozar a quienes les estorban.

Personalmente, el personaje con el que más empaticé fue Meg. De todos los personajes, este es el que me pareció más normal y más cercano. Ella es una buena chica, que haría lo que fuera por la gente que quiere, incluso cruzar medio mundo solo por ir a ayudar a su mejor amigo, incluso cuando cree que este no la quiere del modo que ello le quiere a él. Pero no es una santa, al igual que Oscar ella pronto ve la maldad de las acciones de Paloma, pero a diferencia de Oscar no finge no verlo.

Una tarta de manzana llena de esperanza es un libro muy tierno, donde se muestran las cosas importantes de la vida. Es muy cortito, y se lee de un tirón, perfecto para una lectura rápida. 

4 voces

  1. No lo conocía pero el título lo hace algo atrayente para mí, sin embargo, no creo que en estos momentos me vaya a gustar:/
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Hola! No había oído hablar de este libro, pero por lo que nos cuentas parece bastante interesante, y sobretodo me gusta que nos digas que es bastante ligero y rápido de leer :D

    A ver si puedo encontrarlo ^^

    Besos! Y gracias por la reseña! :D

    ResponderEliminar
  3. Hola! Me llama bastante la atención y que sea autoconclusivo aún mejor, que no me apetece nada leer sagas. Me alegra que te haya gustado, besos

    ResponderEliminar
  4. Holis!
    He visto este libro mucho por la bloggosfera últimamente, lo cierto es que solo con el título ya me llama la atención. Tu reseña me ha picado un montón, a ver si lo leo pronto.

    ResponderEliminar